miércoles, 19 de mayo de 2010

R-EVOLUCIÓN. Mayte Sánchez Sempere

En la tragedia
de haber tenido todo
se nos ahogan las ganas,
hijos póstumos
de un Mayo
en la calle
enseñamos los dientes
sólo
si están
bien blancos.

Somos el éxito
de todas las postguerras,
los que comemos
cinco
veces
al día
olvidando que el suelo que pisamos
encierra las cenizas
de tantas voluntades.

Las barricadas
pasaron a la historia
y sólo las añoran
aquellos que se encuentran
de pronto
sin más fichas y al mirar al espejo
contemplan la miseria
de quien vendió su alma
por el derecho
a parecer feliz
dos días en semana.

1 comentario:

steppenwolf dijo...

Muy bueno.Felicidades.
Bicos